0

Cancale, las ostras de la Bretaña

meneame_share

huitres cancale 1024x681 Cancale, las ostras de la Bretaña

Uno de las delicatessen más conocidas de la Bretaña francesa con las ostras. Aunque se cultivan en toda la fachada atlántica del país y en algunos puntos del Mediterráneo, en ningún lugar alcanzan el grado de delicadeza y sabor que en Bretaña, y más en concreto en la localidad de Cancale, a medio camino entre Saint Maló y el Mont Saint Michel.

Lo cierto es que todo el encanto de Cancale se esfumaría en un instante de no ser por el cultivo de las ostras. Sin ellas, no pasaría de ser uno más de los muchos pueblos de pescadores del Canal de la Mancha. Sin embargo, la localidad se llena de visitantes, sobre todo los fines de semana, que acuden a comprar ostras frescas o comerlas en los numerosos restaurantes marineros del pueblo.

cancale Cancale, las ostras de la Bretaña

Son las mareas (las más altas de Europa) las que marcan el ritmo de vida y la economía de esta región. Cuando las aguas se retiran, aparecen los vecinos del pueblos pertrechados con sus botas altas de aguas a recoger las ostras de las bateas para venderlas luego, frescas y  sabrosas, en los improvisados el paseo marítimo.

Sin embargo, lo que la gente va a hacer a Cancale es a comer. Son famosos sus restaurantes donde sirven (y muchas veces cobran a precio de oro) raciones frescas de 6 ó 12 ostras, acompañadas siempre del delicado Muscadet, uno de los vinos blancos más celebrados en la región de la Loire.  Una combinación perfecta que no defrauda a ningún paladar.

Las ostras de Cancale se sirven en todas las mesas de los mejores restaurantes de Francia, pero en ningún lugar saben como aquí, junto a la brisa del mar y con el sabor del agua salada.

Más información – Brest, el gran puerto atlántico de Francia

Imágenes: paisse


meneame_share

Escribe un comentario